Ópticas

Las ópticas se utilizan para transmitir la luz al sensor de la cámara de una forma controlada y de esta forma obtener una imagen enfocada de uno o varios objetos. Además, este elemento forma el primer eslabón en la cadena de imágenes de un sistema de visión. Seleccionar la lente correcta es crucial para la calidad de la imagen final y tiene un impacto en factores como la velocidad, la precisión, cero errores en la operación, la reproducibilidad y la fiabilidad.

Es importante también ajustar la calidad de la óptica al resto de los componentes de visión. Si se utiliza una cámara de alta definición será necesario poner una óptica de calidad para aprovechar al máximo las características de la cámara. Del mismo modo no tiene sentido poner una lente de mucha calidad en una aplicación donde solo sea necesario distinguir entre objetos oscuros o claros.

En los sistemas de visión artificial es necesario utilizar ópticas de calidad para tener la mejor imagen posible y permitir las medidas con la mayor precisión. Entre los distintos tipos de ópticas de visión artificial, encontramos las de distancia focal fija (o lentes fijas), las lentes zoom con varias distancias focales, y las telecéntricas para medir objetos con cierta profundidad de campo.